Las vacaciones se deben de entender como una necesidad de salud

Tomarse seriamente el descanso es una necesidad que deben aceptar los mexicanos. Estos días suelen ser usados para solucionar situaciones personales, sin entender el efecto a largo plazo que provoca.

No es mentira cuando decimos que necesitamos vacaciones de las vacaciones, y esto es principalmente porque los días libres no se convirtieron en descanso real. Este fenómeno se relaciona con la concentración del estrés por el trabajo, el cual no permite asimilar que ya no se está bajo la dinámica laboral y toma varios días, luego hacen faltan ocho días más para que se perciban plenamente los beneficios del descanso.

Sin embargo, hay algo todavía más difícil de eliminar si se trata de descanso, la cultura laboral en México. Aunque a todos les da gusto escuchar la palabra vacaciones, no hay la plena conciencia de la importancia de desconectarse, de hacerlo de verdad.

Tener un descanso va más allá de sentir sensaciones de calidez y gozo al visitar un lugar nuevo, una playa, una montaña, un paisaje no cotidiano; o sumergirte en el agua de una alberca. Según Ask The Scientist, los beneficios de las vacaciones están respaldados por la ciencia.

Las vacaciones y el descanso tienen efectos profundos. Está científicamente comprobado que la actividad del gen relacionado con el estrés cambia en aquellas personas que están disfrutando de días libres. Así que se trata de más que sólo una sensación.

La hormona de la felicidad, la famosa dopamina, baña el cerebro con las aventuras, los descubrimientos y la relajación que ofrecen los días libres, así que el mejor estado anímico tiene mucho de ciencia.

Y claro, también existe la razón empírica por la que tomar vacaciones te convertirá en un mejor colaborador: un estudio aplicado por EY a sus empleados determinó que los niveles de desempeño mejoraban con tan sólo 10 horas adicionales de días libres a lo largo del año.

Tomar un descanso previene el burnout y mejora la creatividad, dice Ask the Scientist. En ese sentido, la plataforma indica que las investigaciones demuestran que la productividad mejora entre los empleados que toman vacaciones de manera regular.

Después de tantas razones para decirle sí a las vacaciones, ¿por qué se convierten en todo un reto para los mexicanos, así como el descanso?

El descanso no se toma en serio
Yunue Cárdenas, coordinadora del Hub de Piscología de AfforHealth, explica que la cultura de descanso en México está mal vista. Inconscientemente te recuerdan que si descansas no estás produciendo. Sin embargo, dice, no se ha entendido que el descanso forma parte de un ciclo vital y que, para producir, las pausas en la vida son fundamentales.

La también directora de Menthalising señala que si no se ven a las vacaciones y el descanso como un factor fundamental para seguir funcionando, y ser productivos, como tanto preocupa, no importa cuántas reformas se hagan entorno a la ampliación de períodos vacacionales, las personas seguirán sin tener el descanso que se necesita.

“El tema de descanso se tiene que entender como una necesidad de salud, y en ese sentido pues hay que entender qué le estamos dando al cuerpo y a la mente para que los sistemas puedan restablecerse”, explica.

La psicóloga considera que se debe construir una noción de autocuidado en donde se reconozca que el descanso es crucial para seguir, no sólo trabajando y siendo productivo, sino para vivir, como la nutrición, la hidratación, para las funciones básicas del organismo.

Para que eso sea posible, recomienda, la planeación es fundamental para lograr ese descanso reparador. “Planificar los períodos de descanso para garantizar que seguiremos rindiendo y produciendo”, advierte.

Vacaciones… para atender pendientes
Lady Stella Díaz, estratega en bienestar integral, refiere que hay una diferencia importante en términos culturales de México con América Latina, en torno a las vacaciones y el descanso.

La especialista explica que con la reforma a la Ley Federal del Trabajo, los mexicanos adquirieron el derecho de disfrutar de más días de descanso; sin embargo, lo que hacen usualmente con ellas es resolver desde temas administrativos hasta médicos.

Eso incide directamente en el descanso físico y mental de los trabajadores, en realidad nunca logran desconectarse de esas rutinas, del trabajo y de todo lo que implica la vida cotidiana, asegura la Lady Stella Díaz.

Y si bien, por distintas cuestiones esos días de desconexión no siempre pueden tomarse, sí hay herramientas en el trabajo que pueden ayudar a fomentar los descansos aun dentro de las organizaciones, afirma.

La posibilidad de apagar el celular, no responder llamadas o mensajes a cualquier hora del día, el tener una desconexión real, es lo que hace que el descanso sea realmente reconfortante, ese es el bienestar que te da realmente salud mental, dice.

Para la especialista, se suele pensar que el descanso físico es cuando se sale de vacaciones, a la montaña, a la playa, cuando no se hace nada. Pero desde su perspectiva, las pausas también puede darse dentro de los espacios de trabajo.

“Está asociado a pausas conscientes o también conocidas como pausas activas. Es decir, se toma consciencia de que se debe descansar cinco o 10 minutos, después de haber pasado una o dos horas en la computadora, o estar en mi línea de producción o en mi ruta de distribución, debo darme esos minutos para estirarme, para moverme”, refiere la especialista.

Las empresas deben entender la importancia del descanso, sea físico o mental, porque ello les dará bienestar y calidad de vida a los colaboradores y porque también se sentirán productivos y satisfechos laboralmente, apunta Lady Stella Díaz.

Con información de Sonia Soto, El Economista.

Relacionados
México avanza en la paridad de género en el ámbito de la programación

La demanda de talento especializado y un cuestionamiento en los roles en tecnología han permitido que el país avance en …

El salario mínimo en México tuvo un incremento real de 86.6%

Entre los países que cuentan con un salario mínimo, el promedio de crecimiento real fue de 12.8% en un período …

¿La hora de comida cuenta como tiempo de trabajo?

La gestión adecuada del horario de comida para los trabajadores es un aspecto importante, tanto para las empresas como para …